La era de Ultrón

¡El Mercado Chico será nuestro!

¡Mi reino por un concejal!

¡Mi reino por un concejal!

La era de Ultrón ha llegado a la portada del Diario de Ávila. Nos lo contaba ayer Alberto y el terremoto del seismo se sigue notando una vez pasadas las horas. Que una cosa es que en la bitácora de los tipos malvados lleven unos años diciendo que las cosas estaban cambiando, y otra pensar que el reino se tambaleara tanto. Hay algunos y algunas, tanto en el PP como en el PSOE, que no pensaban que la cosa fuera para tanto. Aquí en Ávila y a nivel autonómico. Pues ahí va el aviso en las portadas, con dos semanas para intentar variar el rumbo. Si es que eso es posible.

Y el caso es que no hay Ultrón que valga en esta historia, no hay un candidato potente que esté haciendo que los resultados cambien. Solamente pura lógica. Dijimos que no era lo mismo que el candidato fuese Miguel Ángel en el PP a que fuera otro. Y también advertimos que el proceso de desintegración del PSOE no podía salir gratis. En lo que nadie nos ha hecho caso es en lo de “el que haga buena campaña se llevará un buen puñado de votos”. De hecho, hasta hace unas horas para mí la mejor campaña la estaba haciendo Cerrajero, además de Trato Ciudadano. Se les veía moverse o reunirse, más allá de hacerse fotos random y poner tuits al tuntún como hacen otras fuerzas de la ciudad.

Ante la inasistencia de Ultrón a la contienda, el ciudadano muestra su intención de votar a Albert Rivera al ayuntamiento o a Pablo Iglesias a las Cortes de Castilla y León, para fastidiar al gran enemigo del planeta: el bipartidismo. Es decir, votando por simpatía nacional y no pensando en lo de aquí. Tan triste como esperable. Porque no es que se pueda decir que Ciudadanos esté bordando su campaña en Ávila, o que Podemos se merezca salir con cerca de 10 procuradores en Cortes en toda la Comunidad. Hay un alto porcentaje de electores que va a votar con las tripas, después de cuatro años de titulares nefastos sumados a la crisis económica. Todo está más que volátil aún ahora, a tan escasas fechas de jugarnos los cuatro próximos años.

Porque la historia va de eso. De los próximos cuatro años. Por eso la insistencia de tipos raros como Alberto de que los partidos presenten sus programas y propuestas. Aunque luego se haga lo que se pueda/quiera, sería nuestro deber como ciudadanos el conocer lo que propugnan unos y otros de cara a las elecciones; y no votar porque te cae bien Rajoy, Rivera, Iglesias o Pedro Sánchez.

¡Ay, Pedro Sánchez! Que viene a Ávila por la mañana, habla de deporte (en un oportuno momento en el que estamos que nos salimos), augura que Yolanda Vázquez será alcaldesa.. y todo en un acto poco publicitado, no fuera a ser que se presentara algún decididor o ex juventud socialista a reventar la fiesta, sin duda mal agendado y que por supuesto ha pasado de puntillas.

El Partido Socialista tendrá que hacer muchísima autocrítica. No solo por comerse a si mismo, sino por haber sido incapaz durante largos años de mostrarse como alternativa. Resulta que Ávila no vota PP sí o sí, sino que llevaba mucho tiempo optando por los populares al no haber propuesta ilusionante enfrente. Hay un nicho en el centro/centro-derecha que podría dejar de votarles. También lo habría a la derecha más derecha si VOX o quien fuese hiciera algún día las cosas bien.

Pues nada, Los Vengadores llegarán a las urnas. Digamos que la encuesta puede ser analizable; yo tampoco me creo que el PP baje tanto y Ciudadanos esté tan arriba, y sospecho que IU está más cerca del 3 que del 2; pero pongamos que pone un marco de inicio a la campaña.

¿Es el techo de Ciudadanos 8-9? Porque si realmente apretaran en la campaña, ese 10 sería optar a la alcaldía sin dudas. ¿Puede el PSOE salvar los muebles apelando a su electorado tradicional? ¿Resistirá UPyD como para conseguir concejal a pesar del efecto Rosa Díez y del voto útil? ¿Limará Trato Ciudadano con su campaña barrio a barrio el voto en la izquierda? ¿Es una utopía que el PP no consiga 5, sino 4 procuradores a las cortes?

Tras una legislatura de prepotencia cainita socialista, y de olvido total del gobierno nacional – paracaidista mediante – de Ávila capital, su provincia y sus necesidades, con un paro galopante y una falta total de esperanzas… una nueva era llega. No digo que vaya a ser mejor, pero sin duda va a ser diferente. El futuro no nos traerá robots justicieros, tampoco a Scarlett enfundada en un traje de cuero, pero el martillazo del Elec-Thor (después de esto me retiro a un convento con Eva Hache) amenaza con ser una realidad a disfrutar en apenas 19 días.

PD: ¡Vote UPyD: Ultrón, Palos y Drones!

El PP perdería la mayoría absoluta en el Ayuntamiento de Ávila

¿Está usted sentado? ¿No? Pues hágalo. ¿Ya? ¿Es una silla mullidita? ¿Tiene respaldo? Sí, perfecto. Bien, pues empecemos, pero tenga las sales a mano.

La caída del Imperio Romano de Occidente, la independencia de los Estados Unidos, la Declaración Universal de los Derechos del Hombre, la Revolución Francesa, el fin de la mayoría absoluta del PP en Ávila. Sí, ha leído usted bien. Sí, de verdad. Según la encuesta que publica hoy el Diario de Ávila, el PP perdería la mayoría absoluta en la ciudad en las próximas elecciones municipales. Ante esta hecatombe, todos los sucesos que usted creía vitales en la historia política de occidente empequeñecen, se marchitan, se tornan grises.

Según la citada encuesta, elaborada por Sigma Dos para el Diario, el PP se quedaría con 10 concejales y un 34,7% de los votos, Ciudadanos ocuparía el segundo lugar con 8 o 9 concejales y un 30,8% de los sufragios, el tercer puesto, muy lejos, sería para IU que conseguiría 2 concejales, igual que el PSOE y Trato Ciudadanos. UPyD, rozando el 5%, podría quedar fuera del Ayuntamiento o conseguir un concejal.

Vamos por parte. El PP perdería cuatro concejales y 17 puntos respecto a las pasadas municipales y casi cuatro puntos respecto a las europeas del año pasado, lo que hace no mucho parecía imposible. Rivas y la presunta renovación de su lista no convence al votante popular, a pesar de los posados que del candidato y sus chicos nos regala la prensa. Ciudadanos recoge ese descontento y se queda a menos de cuatro puntos del PP. Para que quede claro, esos cuatro puntos son, con una participación similar a la de las últimas municipales, ¡menos de 1200 votos! Las sales, Antolín, las sales.

Entre el PP y Ciudadanos obtendrían 18-19 asientos en el pleno, es decir que estos dos partidos podrían hacerse con el 75% de los concejales. Bipartidismo de ese, a no ser que solo consideremos bipartidismo al PPSOE. Monólogo de la derecha y la nueva derecha local. Ciudadanos pasa de obtener en las europeas un 4,4% a tener la victoria a tiro de piedra. Aquí es necesaria una reflexión reposada. En el momento en que se realizó la encuesta, acababa de conocerse la composición de su lista y no se sabía nada de su programa porque aún hoy seguimos sin saberlo. Hace cuatro años, el candidato a alcalde de Ciudadanos, conocido solo por el 34% de los abulenses, se presentó con el partido regionalista PCAL y obtuvo un 2,3% de los votos. Dejando a un lado el carisma de Albert Rivera, ¿que ven los abulenses en Ciudadanos? ¿Tan solo una forma de castigar al PP? Si me pregunta a mi, yo diría que sí. Un 32,7% de la población considera que la situación de Ávila es mala o muy mala y la gestión del PP solo es considerada buena por un 25% de los abulenses.

¿Y después de las elecciones? ¿Pacto PP-Ciudadanos? Parece lo más lógico, pero ¿se imaginan un pacto entre los demás partidos para dejar al PP sin la alcaldía? Las cuentas salen y no podemos descartarlo. ¿No es eso precisamente lo que vende Ciudadanos, el cambio? Si Ciudadanos obtiene 9 concejales, un pacto con dos de las tres fuerzas restantes le bastaría.

Y ahora, la conspiranoia. Si las encuestas suelen responder a los intereses de quien la paga ¿qué nos quiere decir esta encuesta? Bien pudiera ser una llamada de atención al votante popular que pensaba quedarse en casa el 24 de mayo. Señalar un riesgo inexistente para que el votante temeroso de Dios olvide sus dudas. ¡Prietas las filas! También puede ser que, no lo descartemos, nos estén pintando todo muy gris para que luego el PP, obteniendo 11 concejales, nos pueda vender el resultado como una gran victoria, con querubines alados y trompetas.

Pero ¿y si la encuesta es un reflejo fiel de cómo están ahora las cosas? Los resultados de la encuesta no son tan distintos a los que se apuntaban por aquí hace un mes. Si completamos el trasvase de electores desde UPyD a Ciudadanos, hablábamos por entonces del PP en 10/11 y de Ciudadanos en 6/7. En ese mes el PP ha sumado escándalos, UPyD y el PSOE local se han desangrado y Ciudadanos ha ganado presencia en los medios. No es descabellado pensar que cuando se realizó la encuesta las cosas estaban tal y como refleja esta o muy cerca.

¿Y qué efectos va a provocar en el electorado a un veinte días de las elecciones? Decíamos más arriba que quizá esto es un toque de corneta para el electorado del PP, pero ¿y si es al contrario? ¿Y si la posibilidad de un cambio en la Alcaldía da alas a Ciudadanos? Si Ciudadanos es visto como una alternativa real puede terminar de recoger el voto de los descontentos del PP, de aquellos que se mantenían fieles a UPyD y de algunos indecisos. Recordemos que apenas mil votos separan al PP de Ciudadanos según la encuesta.

Nos vamos a divertir.

PS.- De los demás partidos no hemos comentado nada porque la noticia está donde está, pero alguna nota. La encuesta se realizó con el cisma del PSOE en ciernes, pero sin lista de Ahora Decide sobre la mesa. Igual esto afecta al resultado del PSOE aunque aquí somos bastante escépticos. Trato obtendría dos concejales, lo que no está nada mal para un movimiento como el suyo. Habrá que ver si la campaña barrio a barrio que está realizando puede movilizar más. IU pierde un concejal pero aguanta bien. Yo no descartaría que se llevasen tres.

Día D -23

Jesús Gil en bañador, en un jacuzzi, con una copa de champán y abrazado a dos rubias en bikini es una de las imágenes icónicas de la televisión de los 90. Seguramente todos ustedes hayan visualizado la escena dentro de sus cabecitas mientras leían las líneas precedentes. Mis disculpas. Probablemente también sean capaces de recordar a Jesús Gil llegando a las manos con el presidente del Compostela, a Jesús Gil por las calles de Madrid hablando con su caballo Imperioso o a Jesús Gil presidiendo un pleno del Ayuntamiento de Marbella. Jesús Gil es un icono de la España de los 90, de la España casposa, corrupta y verbenera. En 1999, Jesús Gil presidió en Madrid el 1er Congreso nacional del Grupo Independiente Liberal, su partido, el G.I.L., que por entonces gobernaba ya algunos pueblos del sur. Ese acto pretendía ser la antesala del salto del GIL y de Gil a la política nacional, salto -con voltereta y tirabuzón- que daría en las elecciones generales del año siguiente, las de la mayoría absoluta de Aznar. El GIL se presentaba como un partido de centro, una tercera vía para acabar con el bipartidismo, la renovación necesaria de la política española. El lema de aquella convención era “Gil, la voz del pueblo en el Congreso”.

Invocar al pueblo, a la ciudadanía, a la gente o a las personas normales (sic) es frecuente en estas entrañables fechas en las que nos encontramos. Pero apelar es una cosa y explicar es otra. A menos de un mes de las elecciones, con los partidos en las calles repartiendo publicidad como si fuesen un restaurante con menú del día y con los pabellones a rebosar de niños repeinados para aplaudir al líder, seguimos sin saber qué nos proponen la mayoría de los partidos. De momento, tan solo UPyD ha hecho público su programa. El otro día, por Twitter, pregunté a todos los partidos que aspiran a gobernar el Ayuntamiento por su programa. Ciudadanos me remitió a su cabeza de lista -para que luego no digamos que son un partido personalista-, PSOE e IU me dijeron que estaban en ello, VOX me pasó sus líneas maestras por mensaje privado y me aseguraron que pronto serían más concretos. Trato, Ahora Decide y el PP guardaron un respetuoso y reflexivo silencio. Con calma, que las prisas no son buenas.

A la espera de tener negro sobre blanco sus propuestas, nos queda ir siguiendo la campaña, con sus reuniones con asociaciones, besos a los infantes y abrazos a jubilados. Si el actual alcalde en su despedida pareció olvidarse de todos los alcaldes de su mismo partido que le precedieron –cuando García Nieto llegó a la alcaldía había calles sin asfaltar en la ciudad, los niños se bañaban en los charcos y los lobos campaban a sus anchas por el Rastro– el objetivo del candidato popular en la campaña es que nos olvidemos de que ahora mismo su partido gobierna en la ciudad. Rivas se ha reunido con tanta gente y les ha prometido tanto que es posible que ya haya prometido varias veces una cosa y su contraria. Estamos a la espera de ser convocados; nosotros nos conformamos con que nos ponga una rotonda.

El PSOE, que se reúne tanto o más que el PP, bastante tiene con lo que tiene. El partido ha acabado partido por la mitad, con más de medio centenar de expulsiones y viendo como algunos de sus candidatos encabezan las listas de otro partido, Ahora Decide, que ha presentado 40 candidaturas en la provincia. IU quiere peatonalizar más el centro mientras mira de reojo al PSOE y se rie por lo bajito. De UPyD, además de su programa, sabemos que se hicieron una foto con la estatua de Suárez y que quieren ampliar/reformar el estadio de fútbol, también llamado Adolfo Suárez. Una necesidad perentoria, claro está, porque aquello se llena siempre e igual la UEFA no nos deja disputar allí la semis de la Champions. En Ciudadanos quieren cambiar la ciudad, lo que es loable pero poco concreto y VOX también quiere cambiar la ciudad, lo que es también loable, poco concreto y repetitivo. De Trato, tras los resultados de las primarias, tampoco sabemos mucho. Están organizando reuniones por los barrios, con nula o escasa repercusión en los medios de comunicación.

Y por si se nos había olvidado, también tenemos que votar al próximo presidente de la comunidad autónoma. ¿Repetirá Juanvi Herrera? ¿Sacará Tudanca al PSOE de la atonía? ¿Qué papel jugarán Ciudadanos y Podemos en la región? Sí, no, abstención de ambos. Posiblemente sean las elecciones menos plácidas para el PP regional en décadas. Un candidato que parecía en retirada hace no mucho, con el alcalde de la no-capital metido en más líos de los que acostumbra y con alguno de sus subordinados en la páginas de la prensa por asuntos, siendo amables, poco claros y que desmienten que la corrupción no haya pasado por la comunidad. Castilla y León ha dejado de ser un oasis de paz para el PP, pero la falta de una alternativa les asegura un resultado por encima de sus méritos aunque luchen con una mano atada a la espalda o a un aerogenerador.

El hundimiento

Bruno Ganz, el protagonista de la película que presta su título a este post, ha pasado a la historia del cine por reencarnar como pocos lo han hecho los últimos momentos de Adolf Hitler y del régimen nazi. En uno de esos giros tan propios de la postmodernidad fluida en que vivimos, Bruno Ganz forma parte también a la historia de internet. La escena en la que Hitler, al borde del síncope, descubre cómo todo está a punto de derrumbarse sobre su búnker ha servido de base para uno de los memes con más éxito de la red: “Hitler se entera de…”. Una búsqueda rápida en Google nos devuelve casi medio millón de resultados. Hitler se entera de la muerte de Michael Jackson, Hitler se entera de que van a cobrar las bolsas de plástico en el súper, Hitler se entera de que va a llover en Semana Santa, incluso hay un vídeo en el que Hitler se entera, con el rostro desencajado, de los vídeos de Hitler se entera. Si Ávila fuese una ciudad smart de verdad Hitler habría comentado todo el Centenario de la Santa. ¿Por qué no tenemos un Hitler se entera de que no viene el papa?

Dejando esto a un lado, el título de la entrada se podría aplicar en la actualidad a varios procesos, desde el hundimiento de Rodrigo Rato -de mejor ministro de Economía de la Historia a “ese señor del que usted me habla”- al hundimiento de UPyD, cual Titanic, con Rosa Díez atrincherada en la sala del timón para que nadie pueda quitarle el placer de decidir en qué parte del fondo del mar deposita su buque. Comentan los entendidos que la situación en UPyD CyL es terminal y que Caronte ya los tiene apuntados en su lista de pasajeros.

Pero si solo pudiésemos aplicar el título de la entrada, por cosas del marketing o de la propiedad intelectual, a una cosa, a un único irse a hacer gárgaras, el hundimiento del PSOE de Ávila brilla con luz propia y cegadora. La implosión, la gestora, el retraso de las primarias, las primarias, la lista, el número dos de la lista, la cabeza de la ganadora de las primarias en una pica… Incluso contamos con artistas invitados de talla mundial como Beatriz Talegón. El último capítulo, de momento, de este entuerto con ritmo de charanga ha tenido lugar esta semana, cuando la excandidata socialista y aún concejal Manoli Prieto acusaba a su partido de fraude y a su compañera y ahora candidata Yolanda Vázquez de tener “un ansia de poder sin límites”. También dejaba caer que igual encabezaba la lista de otro partido, Ahora Decide, una formación que está formada por disidentes socialista zamoranos, según el Diario de Ávila. El partido, que aparece inscrito en el Ministerio del Interior con fecha 12 de marzo de este año, ya ha presentado su candidatura en algunos municipios, como la capital zamorana y Benavente.

En la misma rueda de prensa en la que Manoli Prieto decía todo esto -lo del fraude, que la candidata es una trepa y que igual se presenta bajo otras siglas- afirmaba que no lleva su caso a los tribunales para no hacer daño al que todavía es su partido y no dejar “la imagen del PSOE por los suelos”. Tal afirmación solo habría ganado credibilidad de haberla hecho mientras sostenía un machete ensangrentado, un muñeco de vudú con la cara de Pedro Sánchez con cuatro docenas de alfileres clavados en sus partes o tras invitar a los periodistas a presenciar la quema de un pelele con la cara de Yolanda Vázquez.

Y todo esto a un mes de las elecciones ¿Será Ávila la primera capital española en la que el PSOE no obtenga ni un solo concejal? ¿Hacemos un Hitler se entera de los resultados en las municipales del PSOE de Ávila?

Los amigos de Madrí

Cuando estábamos en plena jornada de reflexión para las europeas -por cierto, habrá algún día que acabar con esa atuntería de la jornada de reflexión o con la de no poder publicar encuestas en los últimos días- paseé por la Gran Vía de Madrí. Había quedado con un par de amigos del mundo comunicativo/educacional: uno habitaba por “Gran Vía 32″ y otro ejercía de profesor en una de esas facultades de las que salen los rojos como si fuera la factoría Mordor de Saruman. El caso es que estaba la arteria madrileña llena de carteles y paradas de autobús con la foto-pitufo de Cañete y otras de Elena Valenciano… y en alguna pared, medio arrancadas, se veían carteles de cuatro duros sobre la nueva formación esa, “Podemos”. Salían en ella, cual fotomatón, los ahora presumiblemente pronto ex-eurodiputados del partido.

Escribí un whats’app a ambos:

“Vosotros que sabéis de esto… ¿los de Podemos van a salir? Los de la foto del Coletas digo. Porque si veis las intenciones de voto de las encuestas podrían ir más fuertes de lo que pensamos”.

Ahora lo suyo es que les dijera que me contestaron que sí, que iban a ser la sorpresa. Pero no, no fue eso lo que me dijeron sino: “si acaso sacarán dos como mucho”. Vamos, que no acertó nadie aquello. O casi nadie.

Lo que sí acertamos por este humilde blog fue a decir que lo de la efectividad de las campañas tradicionales estaba muy en cuestión. Escribía por aquí, una semana antes del gran zasca electoral…

¿Y las redes sociales? Podemos – o Pablemos – cada vez tiene mejor pinta en número de apoyos de cara a las Europeas. Pero… ¿ha sido por la presencia televisiva de su líder o por la acción política en canales más novedosos? ¿Hasta donde es eficaz estar presente en redes sociales, cuántos apoyos da y cuántos quita?

¿Sigue siendo la mejor forma de conseguir votos la de patear pueblos y hablar con los paisanos puerta a puerta? ¿Os gusta recibir en el correo convencional el sobre electoral con la papeleta, y una carta de los candidatos? A mi casa en particular, por ejemplo, ha llegado una carta de Cañete/Rajoy y una de Sosa Wagner.

O… ¿es directamente inútil todo esfuerzo en estos 15 días y la partida ya estaba echada de antes?”

Y aquí estamos otra vez. Los sondeos, en Andalucía, han acertado bastante más que en las últimas citas. Parece que las cocinas van “calando” las respuestas de los encuestados. Ayer en nuestro terruño salió una primera encuesta de las que se nos avecinan. El PP estaría cerca de la mayoría absoluta, pero no está garantizada. En Ávila, Podemos y Ciudadanos obtendrían procurador a las Cortes arrebatando ambos uno cada uno al PP. El PSOE, según Sigma 2, a nivel provincial aguantaría en Ávila. En esto, como en las europeas, puede que haya sorpresas en cualquiera de las direcciones posibles.

Y luego está el tema de las municipales. Ha habido un debate realmente interesante en los comentarios de la entrada “Lo nuevo” al respecto de Trato Ciudadano. Les invito a leerlo.

Pero este blog u otros, por mucho que nos quieran callados las fuerzas políticas de la ciudad, no tiene un tirón realmente apreciable en la sociedad. Los debates que aquí tengamos podrán tener una cierta influencia pero será realmente escasa. En el votante de Duruelo, en la empadronada en Piedralaves y el habitante más oriental de Peguerinos es donde se van a jugar las autonómicas. En el señor que juega al mus en el centro social, en el mozo que ha pateado las calles de La Cacharra, en la autónoma que malvive para mantener su casa en la Toledana y en la pareja joven que habita junto a las rotondas inhumanas de la avenida de los derechos humanos… en esos -que no leen este blog- es donde Trato, el PSOE, Ciudadanos, IU y Ahora Aquí Juntos Podemos Decidir y sus variantes se juegan la tostada.

Mucho va a depender de los amigos de Madrí. No de los míos, que ya está demostrado su olfato político. Mucho va a depender de Rivera, Pablo Iglesias y Rosa Díez, me refiero. Porque esos 10 procuradores que Sigma 2 da a Ciudadanos o Podemos en las Cortes Autonómicas, o el 0 magenta, son por Rivera, Pablo Iglesias y Díez y no por lo poco que han dicho Luis Fuentes, Pablo Fernández o Rafael Delgado. Que a lo mejor no han dicho poco, pero no los conoce nadie.

Es decir, que está todo por trabajar y por decidir. Porque el voto va a depender mucho del recuerdo y de la simpatía, pero lo que decantará la balanza será un detalle final. Dicen que Pablo Iglesias ha estado un rato sin salir de la cueva porque la sobre-exposición les estaba perjudicando. Todos tendrán que salir de sus respectivas cuevas… pero ¿cuánto será bueno y cuánto será malo? ¿Habrá que esconder las siglas? ¿Será mejor que el candidato exhiba sonrisa en el cartel o que ponga gesto serio? ¿Será mejor directamente no poner cartel? ¿Pondrá Ciudadanos a Luis Fuentes con Rivera como UPyD ponía a Sosa con -lo que es la vida- Rosa Díez?

La campaña empezó ya, y algunos de momento llevan rumbo al desastre y otros tienen viento a favor pero lo van a perder. Hay uno que parece que lo tiene claro, y ese es Juan Vicente Herrera (no tanto alguno de sus grandes espadas). De momento, y esto es sólo mi opinión, es el que mejor lo está haciendo a nivel CyL.

¿Y en Ávila? Nadie. Aún nadie. Y con la ventana tan abierta sí hay una cosa clara: hacer lo de siempre no va a funcionar. 

Tic, tac.

En plena cuenta atrás

Decía el otro día Zarzalejos en El Confidencial que uno de los principales damnificados por la forma de ser y de gobernar de Rajoy era el Partido Popular. Zarzalejos, que pasa por ser uno de los gurús de la derecha, uno de los más virtuosos intérpretes de vísceras de gaviotas y uno de los mejores conocedores de cómo funcionan las válvulas, engranajes y correas de la maquinaria popular; afirmaba que el PP se ha quedado sin banquillo y que ante la perentoria necesidad de renovación en alguna de sus plazas, Rajoy y compañía habían tenido que recurrir a medianías, parches o viejas glorias.

Como todos ustedes son muy listos, ya saben lo que viene ahora. ¿Está en esta situación el PP de Ávila? El anuncio de la candidatura de Jose Luis Rivas me pilló frente al castillo de Arévalo y he de reconocer mi sorpresa. No era uno de los nombres que sonaban y en la encuesta que este mismo blog publicó, del centenar de participantes ninguno pensó en él. Por aquí son más de Woody y del actor secundario Bob (mira que sois malos). ¿Es Rivas renovación? ¿Es banquillo, medianía, parche o vieja gloria? No tengo el placer, así que daremos al candidato el beneficio de la duda. Respecto a su perfil renovador, sí y no. Él mismo presume de experiencia, aunque no haya sido en primera línea hasta hace poco. ¿Tiene banquillo el PP de Ávila? En una situación así, la retirada del alcalde, quizá hubiese parecido más lógico recurrir a uno de sus más directos colaboradores. ¿Hector Palencia, José Francisco Hernández, Patricia Rodríguez? Igual no es falta de confianza por parte del partido, igual se lo ofrecieron y ellos lo rechazaron. ¿Lo rechazó también Alicia Garcia? Creo que Rivas no ha sido la primera opción del PP abulense, puede que incluso no fuese la segunda, pero es tan solo una suposición.

Una de las cosas que he oído o leído destacar sobre el alcaldable popular -perdonen mi imprecisión, pero he estado de vacaciones- es que nunca había salido de Ávila más que para estudiar la carrera. Como abulense residente fuera de la ciudad este tipo de afirmaciones me producen ciertos reparos y no solo porque me inhabilitan como candidato del Frente Popular Palero – Unión, Palos y Democracia (FPP-UPyD). Unas declaraciones, eso sí, muy del gusto del Delegado del Gobierno en Andalucía. Los chistes ya están todos hechos y Jabois retrata muy bien la situación, pero ¿queremos que Ávila sea gobernada por un partido que tiene como logo una gaviota? ¿Cuántas gaviotas hay en Ávila? ¿No sería mejor una cigüeña? ¿Queremos que nos gobierne alguien que se llama José Luis? Estos nacionalismos de campanario tan patrios cada vez son más vergonzosos.

No me resisto a hablar de la leal oposición, empeñada a todas luces en facilitar la mayoría absoluta del PP. El PSOE está a un tris de implosionar y veremos qué pasa en UPyD. Los del puño y la rosa aprobaron anoche la lista que presentarán al Ayuntamiento sin contar con los partidarios de la candidata, ni siquiera con el número dos que ella misma había anunciado. La lista contó con un amplio respaldo, sobre todo por que la candidata y sus partidarios se levantaron y se fueron ¿Será Manoli Prieto nuestra Tania Sánchez? ¿Habrá una escisión en el PSOE local? ¿PSOE versus PSOE-Auténtico? Sea como fuere, pelear por el segundo puesto en las listas puede terminar siendo una pérdida de tiempo.

En UPyD las aguas bajan casi tan revueltas como en el PSOE. Manuel Vicente ha dejado la formación magenta y se va a Ciudadanos, donde se ha puesto a disposición del partido. ¿Será el candidato de los de Albert a la alcaldía? ¿Será Manuel Vicente candidato por Vox dentro de cuatro años? ¿Del PSOE dentro de ocho? ¿Volverá al PP dentro de doce? ¿Se dejará coleta, verá la luz y recalará en Podemos? Y respecto a UPyD ¿sobrevivirá a Rosa Díez o será esta su fundadora y liquidadora?

Fijense como estarán las cosas que el partido que parece más en calma a pocos meses de la cita electoral es Izquierda Unida. ¡De locos!

PS.- Lo último que sabemos de Trato Ciudadano es este manifiesto de doce puntos por una ciudad amable. El documento está bien, tan bien que podría ser firmado por todos los habitantes de la ciudad, de la provincia y de la galaxia. Arriba lo bueno, abajo lo malo. Supongo que terminarán derivando de cada uno de esos doce puntos varias medidas concretas. ¿Cómo garantizar desde el Ayuntamiento servicios básicos, sobre todo aquellos sobre los que no se ejerce ninguna competencia? ¿Cómo encaminamos la economía de la ciudad hacia el bien común? Esperamos ansiosos sus respuestas.

La batalla de PSOEniente

“Me identifico con Khaleesi porque disputa el poder de formas y normas distintas” (Tania Sánchez)

___

Entré con prisa al Maspalomas. Estaba cayendo aguachirri, pero todo el Parque del Recreo era un inmenso patio de patinaje con la nieve acumulada. Me quité el plumas, los guantes y miré con deseo a las patatas dos salsas. En medio de mi hambruna, un señor orondo y con acento de Nueva Jersey, se me acercó con macarrónico (y boloñesco) acento:

– “En Ávila, el pincho va con tapa, ¿no?”

– De momento, sí, amigo. ¿Qué hace usted aquí, por Ávila, con el frío que hace?

– “Pues ya ves, buscando inspiración para mi cuento de primavera. No veas cómo me lo paso con el Pasaje de San Bernando. Es mejor que Nido de Águilas y Desembarco del Rey juntos, chatín. ¿Puedo ya tomarte chatín?”

– Solo si te invitas las cañas, erre erre. Cuéntame más.

– “Mira, chatín. Entre la nieve y los puñales me lo paso pipa. Cebreros además es un poco Dorne si lo piensas, con su vino de calidad conocido por todo el planeta.  Tú imagina que hubiera una familia que dominara los destinos del imperio en los territorios del sur. Dos hermanos, tanto monta monta tanto, que llevaran con puño de hierro los designios de su parcela de poder. Habría, allá el norte en Villa Gaviota, un auténtico poder real pero eso no molestaba. Al fin y al cabo, en la oposición que no oposiciona se vive bastante bien”.

– Está un poco forzado, erre erre, pero prosigue. ¿De dónde sacamos aquí a la Khaleesi, los dothraki y los Stark?

– “Veamos. Lysa Tully no puede ser otra más que Rosa Díez, aislada en su castillo. Eso convierte a Albert Rivera en Meñique, y ya sabemos cómo de altos son los precipicios allí, que te pegan el empujón electoral y de la caída te quedas magenta”.

– ¿Stark?

– “Los Stark… son los de La Colonoscopia, que tienen el blog congelado. Ja ja ja. Es que en Invernávila sois de traca. Y luego Willy sería Walder Frey, gobernando con drones toda la meseta”

– Repámpanos. Entonces los Lannister son los del PP.

– “Y la Calle Alemania es Roca Casterly, porque no son como Grecia. Los Lannister siempre pagan sus deudas”.

– Todo encaja, rediela.

– “Te completo la historia: los Targaryen son el viejo CDS, los centristas que algún día tuvieron el poder y vagan por el desierto hasta cruzarse con los dothraki, que a su vez se dividen en dothraki tradicionalistas, dothraki auténticos y dothraki carlistas. Un festín en el desierto que no se lo salta el dragón. ¡Camarero, póngase aquí otros dos Perlados y una de choto!”

–  ¿No se olvida de los caminantes blancos?

– “Para nada. Los caminantes blancos son los antiguos votantes socialistas que fueron lanzados a la abstención. Ahora han derribado el muro y van hacia otros partidos para no volver jamás. Esta vez nadie podrá detenerlos, y acabarán arrasando el sur”.

– Y .. ¿Qué va a pasar en Dorne pues?

– “Para eso estoy aquí, chatín, para tomar ideas de cómo completar la novela. A ver, el tema está en que todo el planeta electoral se está derrumbando. Mientras Lysa Díez, Meñique Rivera, Willy Frey y Alberto Martín del Nieve -el Rey en el Muro Palero- se disputan el poder bajo la amenaza de los abstencionistas blancos, en Dorne están a lo suyo: apuñalándose, creando gestoras, nombrando candidatos, vetando co-candidatos, intercambiando tweets y envenenando las plumas. Esto solo tiene un posible final… que solo quede uno y cuando alce el brazo victorioso pensándose invencible, sea ajusticiado por los caminantes blancos”.

Novelón.

___

Unos cuantos Perlados después nos dimos cuenta del conveniente olvido de habernos dejado a los Baratheon. Llegamos a la conclusión de que Guillermo sería un buen Stannis.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.448 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: