Espeso dióxido de carbono

26JCabra

No soy la típica persona de letras que vive de espaldas al avance de la ciencia refugiado en sus latinajos, sus escritores rusos de entreguerras y su tremendo atractivo sexual. Me gustan las matemáticas, me emociono cuando nuestros mejores cerebros lanzan lavadoras con antenas contra peñascos espaciales con forma de cacahuete y estoy ahorrando para comprarme un coche eléctrico con piloto automático, placas solares en el techo y bluetooth en cuanto estén disponibles.

Una de las noticias científicas que más me han ilusionado en los últimos tiempos viene de la fría Islandia. Un grupo de científicos, ingenieros y gente lista ha conseguido convertir el CO2 en roca. Les explico, que igual ustedes son de letras puras. Los científicos han cogido dióxido de carbono producto de la generación eléctrica, lo han metido con una pajita en el subsuelo y han demostrado que el 95% del gas inyectado se convirtió en peñasco en menos de 2 años, cuando hasta antes de ayer se pensaba que ese proceso podría durar miles de años. Los resultados de su estudio han salido publicados en Science, una revista que es a la ciencia lo que el Hola a las bodas de los famosos. Si la técnica fuese aplicable a gran escala, dicen, sería una gran avance en la lucha contra el calentamiento global. Una muy buena noticia.

Lo único que me entristece sobremanera es que tal prodigio no haya llegado antes. ¿Se imaginan contar aquí y ahora con una máquina de inyección de gases? Una pequeñita, tampoco pido mucho, instalada tal vez pasado Sonsoles, con un embudo enorme, rojo, brillando al sol, purificando el aire y atrapando todo el humo que rodea la ciudad y la provincia.

¿Ustedes no ven el humo? ¿No lo notan en sus pulmones? ¿No sienten el CO2 colonizar sus alvéolos? Pues eso es que no están siguiendo la campaña electoral.

Y es que, si una campaña electoral, al fin y al cabo, tiene mucho de venta de humo empaquetado en forma de promesa, lo de esta última está rozando el paroxismo.  No sé qué pensarán ustedes, pero creo que estamos viviendo una de las campañas más estúpidas, absurdas y vacías de los últimos tiempos. No es que nos vendan humo, es que toda la campaña, desde que amanece hasta que anochece, es humo. Un humo espeso y asfixiante que nubla la vista y el entendimiento, mezclado, en ocasiones, con un poco de gas lacrimógeno y una pizca de gas de la risa. Un humo grabado y fotografiado hasta el más mínimo detalle, narrado en directo, como en las pelis de desastres de Hollywood.

Hemos visto a candidatos explicándonos cómo funciona una granja de gallinas, mientras otros aseguraban que Santa Teresa era de los suyos. Hemos visto entrevistas en peluquerías, candidatos gritando los goles de la selección, asaltando a señores en terrazas de bares, visitas a fábricas, exaltaciones de la patria, reparto de corazones y sonrisas, llamadas al sentido común, al cambio sensato y a la afirmación. Incluso tuvimos una oferta para reeditar aquellas largas tardes de El Encuentro. Y esto solo a nivel local, que si salimos de nuestras fronteras terminamos todos abrazando alcachofas. Toca llegar a la patata, sonreír, asustar, repartir cariño, soltar una lagrimita de vez en cuando, abrazar árboles, estatuas y abuelas.

¿Sirve de algo provincializar las campañas nacionales, hablar en clave local en unas elecciones nacionales? Personalmente me parece innecesario ¿Cuál debe ser el papel de nuestros candidatos abulenses? ¿Dar mucho la mano, rebotar los mensajes de los líderes nacionales y poner mensajes en las redes sociales? Ávila tiene mucho potencial, nos dicen nuestros candidatos mientras nos acarician el lomo y nos dejan chupar un terrón de azúcar. Puede que sea verdad, tampoco nos vamos a dejar llevar por el pesimismo ahora que llega el verano, pero nadie nos ha dicho cómo vamos a convertir tantas potencialidades en realidades y qué va a hacer nuestro diputado en nuestro nombre en el ruedo nacional. Y casi mejor, para qué mentir. Las pocas veces que nuestros amados líderes han abandonado el mundo de las ideas han provocado más risas que otra cosa. 

Dos ejemplos recientes del candidato que puede conseguir, según el CIS, un histórico 3-0 para su partido. Primero, convertir Ávila en el epicentro de la enseñanza de español para extranjero. Sin entrar a valorar si tenemos armas suficientes para ganar esa guerra, como lo propone un diputado y esto son una elecciones generales, habrá que pensar en actuaciones dentro de su marco de competencias. ¿Vamos a ser epicentro por Ley Orgánica o por Real Decreto? ¿Sabrán en Valladolid, Salamanca y León, por mencionar solo ciudades cercanas con tradición en esto de la enseñanza del castellano, que el PP quiere quitarles negocio para dárnoslo a nosotros? El candidato del PP también nos ha felicitado por el bonito Museo del Prado que vamos a tener. El Prado de Ávila, el humo más humo de todos los humos. ¿No es un poco feo que el destino de una de las principales instituciones culturales del mundo se subaste en lonja al albur de los ciclos electorales? Gracias a las casi dos décadas de espera, nos cuentan, el proyecto se ha multiplicado por tres ¡Y nosotros preocupados! ¡Menos mal que nadie nos ha hecho caso todos estos años! ¡Y todo esto sin que el edificio destinado a acogerlo haya crecido ni un poquito! ¿No es maravilloso? 

Igual si esperamos otro par de décadas el proyecto se multiplica por seis. Deberíamos hacerlo, de verdad, si hemos esperado casi veinte años podemos esperar otros veinte. Si los científicos hacen bien su trabajo, vamos a necesitar todo ese espacio para almacenar tanto humo convertido en roca.

PS.- Pueden seguir participando en nuestra porra para el 26J

PS2.- Pido perdón al honrado colectivo de vendedores de humo por mancillar su buen nombre. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: