De vuelta y vuelta

Cosas que pasan. Ya sabéis. Decides desaparecer unos días, necesitas descansar. Alquilas una casita en el campo, te escapas 7 días a disfrutar de la naturaleza, desconectar, respirar, coger oxigeno física y mentalmente. Lo normal. Lo justo y necesario cada cierto tiempo, lo que todo el mundo quiere cuando lleva una temporada de trabajo. Y lo malo no es hacerlo, lo malo es el regreso, las pocas ganas que se tienen, los recuerdos de lo a gusto que estabas en la casa de alquiler y lo que te encuentras al llegar.

Y lo que te encuentras es que han aprovechado tu ausencia para tomar decisiones y, aclaro, decisiones importantes. Y resulta que el Rey abdica y deja un país dividido en el que parte de la ciudadanía pide un referendum para votar si monarquía o república y el poder dice que vale, que no. Que nos les da la gana. Y te recuerdas ahí, en multitud de actos en los que escuchabas canciones y veías gestos que llamaban a actuar de una manera y defender ciertos valores y te encuentras a la vuelta que se han limpiado el culo con ellos y que nada era más que apariencia para disimular una incompetencia manifiesta, una sumisión total a un sistema tocado y ya casi hundido.

Y vuelves y te enteras de que lo que antes era uno ahora es dos y de que lo que antes no tenía concierto ahora tiene orden. Y lo que es peor, que nadie te lo explica. Y donde antes había amigos ahora hay fiesta y  1.000 tomates son motivo de fiesta dependiendo de quien los coseche y no de si son buenos o malos. Y todo esto solo en una semana.

Y uno, yo, que es de cosas sencillas si las cosas están dichas con educación y valentía, de discutir lo gustito y llevar razón hasta que alguien argumente bien que no la tengo, creo que cuando se dividen las cosas se pierde fuerza y que es mejor ser un entero que dos mitades y que ser amigos está muy bien y es mejor irse de fiesta juntos que uno contra el otro y que prefiero 5 tomates maduros, rojos, con sabor y buenísimos que un kilo de tomatitos cherry sin gracia ni color. Y prefiero también ser consecuente y me gusta que la gente a mi alrededor lo sea y que se defiendan las cosas por obra y no solo por palabra. Y que se asuman errores y no solo se dejen pasar.

Captura de pantalla 2014-06-13 a las 11.24.19

Os pido un favor, a todos. No me deis más disgustos cuando no esté. No toméis decisiones, esperad a que vuelva. Si ya es duro terminar unos días de descanso en condiciones normales, mucho más lo es si aprovecháis mi ausencia para tomar decisiones oportunistas. Ya lo dijo @hovejo23: “El Rey ha aprovechado que está de vacaciones para abdicar. “, y lo del resto le anda cerca, añado.

No me hagáis mucho caso, esto son pamplinas y seguramente el único problema sea que a mí me sienta mal volver al trabajo. 

Venga, a disfrutar del fútbol. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: