El Bulevar, zona de gran afluencia turística

2. También tendrán plena libertad para determinar los días y horas en que permanecerán abiertos al público en todo el  territorio nacional los establecimientos de venta de reducida  dimensión distintos de los anteriores, que dispongan de una superficie útil para la exposición y venta al público inferior a 300 metros cuadrados, excluidos los pertenecientes a empresas o grupos de distribución que no tengan la consideración de pequeña y mediana empresa según la legislación vigente o que operen bajo el mismo nombre comercial de dichos grupos o empresas.

Ley 1/2004 de 21 de diciembre de horarios comerciales.

Los pequeños comercios de Ávila de superficie útil para exposición inferior a 300 metros tenían desde el año 2004 plena libertad para determinar los días y las horas que quieren permanecer abiertos. En este documento se puede comprobar cómo la Cámara de Comercio de Ávila informaba además de las modificaciones que dicha Ley sufría en julio de 2012. En dicha modificación se define de forma detallada en qué consiste ser una “Zona de Gran Afluencia Turística” y deja en manos de los gobiernos regionales el otorgar dicha consideración en función de ciertos parámetros que parece ser se cumplen en nuestra ciudad. Hasta ahí, bien.

El martes se publicaba en el BOCyL que Ávila ha recibido dicha distinción y lo ha hecho tras petición del Ayuntamiento de Ávila. Dicho documento ordena cronológicamente todo lo ocurrido de forma clara y que paso a resumir. Para comenzar:

Con fecha 30 de enero de 2013 tuvo entrada en el registro de la Consejería de Economía y Empleo un escrito presentado por el Ayuntamiento de Ávila en el que solicita, debido a la gran cantidad de visitantes que recibe por razones turísticas, la declaración de «Zona de Gran Afluencia Turística» para todo el municipio…

Por supuesto que el Ayuntamiento presenta los documentos requeridos para que la Junta tenga a bien atender sus peticiones. Por un lado un informe de la Concejalía de Turismo sobre la actividad turística de la ciudad. En él se recoge la gran cantidad de visitantes que recibe la ciudad al ser Patrimonio de la Humanidad, la amplia oferta, capacidad y variedad de alojamiento y la diversidad de recursos culturales que existen. Por otro lado se presenta también un informe de la Cámara de Comercio e Industria de Ávila favorable a la solicitud en el que se habla de la conveniencia de la declaración de Ávila como Zona de Gran Afluencia Turística “en particular la zona patrimonio de la humanidad”. Y por último se adjunta también un informe de CONFAE que sí hace más hincapié en que la declaración debería hacerse solo para la zona declarada Patrimonio de la Humanidad. En concreto el BOCyL lo refleja así:

El informe emitido por la Federación Abulense de Empresarios de Comercio es favorable a la solicitud formulada por el Ayuntamiento de Ávila, estimando que esta declaración posibilitaría potenciar la actividad del sector del comercio, aunque estima que dicha declaración debe limitarse a la zona centro o casco histórico, ya que es este área la caracterizada por una acusada afluencia de visitantes.

Y comienza el lío. Los de Confae que mal. En concreto Andrés Sánchez, presidente de la Federación de Empresarios de Comercio, decía, según esta noticia de ÁvilaRed que ““Igual que nosotros estamos muy molestos, me imagino que los propietarios, gerentes e inversores de polígonos y extrarradios estarán muy contentos, y todos sabemos quiénes  son”, manifestó en declaraciones a la Cadena SER. Se refería a Héctor Palencia, concejal de Turismo, Comercio y Patrimonio Histórico y, profesionalmente, gerente del Centro Comercial El Bulevar.” “Los turistas vienen al centro de la ciudad, no a los polígonos ni al extrarradio”. Toda la razón.

En la misma noticia y en declaraciones de Carmen Jiménez, Concejal de Comercio del Ayuntamiento, ya vemos que alude a la Junta de Castilla y León como la que propone que sea toda la ciudad y que ellos se limitan a decir “ah, vale, no seremos nosotros quienes digamos que no”, hechos que quedan en nada tras leer el primer párrafo del BOCyL anteriormente mencionado. Es más, dicho párrafo desacredita también las palabras de José Francisco Hernández Herrero, portavoz del Equipo de Gobierno en las que decía, el pasado día 18 de abril, que el Ayuntamiento era mero transmisor de la petición de la Federación de Empresarios y no tener posicionamiento en el asunto.

La petición de declaración de Zona de Gran Afluencia Turística, como bien queda reflejado en la modificación de julio de 2012 de la Ley 1/2004 de 21 de diciembre, deben hacerla los ayuntamientos a las comunidades autónomas por lo que dudo, incrédulo de mí, que haya sido nuestro consistorio un mero transmisor.

El caso es que:

La Dirección General de Turismo emite informe favorable para la consideración de la «Zona Centro» de la ciudad de Ávila como Zona de Gran Afluencia Turística con fecha 5 de marzo de 2013 en virtud de la valoración que realiza de la oferta y la demanda turísticas.

Pero:

A la vista de dichos informes, con fecha 13 de marzo se remitió un oficio al Ayuntamiento de Ávila en el que se le informaba del contenido de los mismos por si consideraba oportuno proceder a la reconsideración del perímetro de su solicitud.

Y al Ayuntamiento le dio igual. No quiso recosiderar nada y lo dejó correr a sabiendas de que Confae quería que no fuera toda la ciudad y se hiciese la declaración solo para la zona centro. No seré yo quien presuponga que la cosa se hizo con doble intención al ser el Concejal de Turismo el gerente del Centro Comercial como insinuó Andrés Sánchez, yo solo diré unas cositas más para terminar.

Mal el Ayuntamiento por hacer una solicitud a la Junta de Castilla y León sabiendo de la disconformidad de Confae con algunos puntos de la petición. Mal la Cámara de Comercio de Ávila, necesario actor por ley en este entuerto y propulsora inicial de la solicitud, por no centrar su informe únicamente en la zona Patrimonio de la Humanidad y tan solo indicar la conveniencia y no la necesidad de que se limite la declaración a esa zona. Mal Confae, por apoyar una declaración para la libertad de horarios cuando dicha libertad ya existía para los negocios de menos de 300 metros (Ley 1/2004 de 21 de diciembre) beneficiando con esta nueva propuesta a la grandes marcas en detrimento del comercio local, más aún sabiendo que «las pequeñas empresas no podrían abrir, por no tener recursos» como indica el propio Andrés Sánchez en esta noticia de Diario de Ávila de, atención, diciembre de 2011. Y mal la Junta de Castilla y León por dar validez a una solicitud basándose en unos informes contradictorios al no coincidir en la zona a declarar de Gran Afluencia Turística, contradicción que era razón, más que de sobra, para dejar el asunto como estaba, no se habría beneficiado a nadie con intereses en ningún sitio y no se habría generado toda esta polémica.

En fin, que creo que todo lo que se hace, se hace solo para beneficiar a los de siempre, los dueños y gestores de las grandes empresas, cuando creo que en Ávila habría que promocionar mucho más lo local, lo modesto, lo pequeño, que es, al fin y al cabo, lo que mueve la economía de la ciudad. Por cierto, otro mal para el Ayuntamiento por intentar engañar a los ciudadanos diciendo no tener posicionamiento en el asunto y un pequeño bien para la Junta que deja con el culo al aire al portavoz del Ayuntamiento de Ávila, de su mismo partido, aclarando quién presenta la solicitud y en qué términos, eso es amor…

Engañar, no engañan a nadie, eso por delante, pero eso sí, siempre, siempre, siempre, se salen con la suya… Aunque por el camino pasen un poco de vergüenza… O ni eso…

Y aquí podéis ver el BOCyL para que corroboréis que los resaltados de esta entrada son reales, no sea que alguien empiece a ver plumeros donde no los hay…

———————————————————-

ACTUALIZACIÓN (21.15 HORAS): Comenta Jesús Arribas Soria en esta misma entrada, y me dice que no he hablado de la posición de los grupos de la oposición en este asunto. Ya lo explica él muy bien pero actualizo la entrada con los datos que aporta. Según el acta de la Junta de Gobierno Local del 24 de enero de 2013 (click en el enlace para descargar), la solicitud de Zona de Gran Afluencia Política para la ciudad de Ávila se aprueba por unanimidad y así se puede comprobar en dicho acta. Siendo así diré que mi opinión NO cambia. Mal. Y cuando antes decía mal el Ayuntamiento, entren aquí los cuatro grupos (PP, PSOE, IU y UPyD) en él representados que en dicha Junta de Gobierno Local apoyaron este documento ya que sigo pensando que era una solicitud innecesaria pues los pequeños comercios, la mayoría, que no están sujetos a grandes marcas, ya disponían de libertad de apertura y esto solo beneficia a las grandes empresas. 

A %d blogueros les gusta esto: