¡Ay, Manolete! (I)

El otro día hubo pleno del Ayuntamiento. Les imagino convenientemente informados del tema gracias a los medios de comunicación.

Vale, miento. Rara vez un pleno es bien resumido en los medios. Lo sé porque llevo años escribiendo sobre ellos en radio y televisión. Sale lo justo, la frase esencial, el momento de cierto punch, la polémica. Y eso donde hay cierta libertad y espacio. En otros lados saldrán 3 líneas, 20 celestiales segundos del mandatario de turno y a seguir.

Y es una pena, la verdad. El informativo dura 20 minutos y al pleno se le dedica minuto y medio en la tv, 3-4 minutos en la radio (hablo en líneas generales). No se abarca lo dicho.

Principalmente la culpa es de los propios plenos. Se llevan mociones sin sentido muchas veces, de debate nacional, se pierde el tiempo en discusiones eternas que no van a ninguna parte. Si ves un pleno te dan ganas de dejar de votar en las siguientes elecciones. Para ser justo diré que siempre hay un político o dos que destacan, que tienen buen verbo y ennoblecen la profesión. Aunque las sesiones suelan ser la apoteosis del tedio he de confesar que disfruto viendo plenos. Y te enteras de lo que pasa en tu ciudad, así es generalmente.

Foto de @rougeaddict (instagram)

Pero no lo intenten por Twitter. Es loable que nuestros partidos municipales murallitiles hayan decidido dar un paso adelante en el 2.0 y retransmitan los plenos, pero como resumen lo hacen de forma bastante mejorable. Bien el PP dentro de su estilo, algo plastas en UpyD – aunque confirman que son la verdadera oposición -, mejorable por insuficiente y flojo en IU, total y absoluta desaparición del PSOE. “Rechazan la moción” podría decir un tweet de cualquiera de los anteriores. ¿Moción de qué? ¿Moción de quién?

Y ese es el mal menor. Peor que la retransmisión es el día a día 2.0 de algunos políticos. A algunos les habrá picado la curiosidad y a otros les habrán dicho que es bueno que se abran su Twitter. Pero no todo vale. Y no es un problema solo de Ávila. ¿Hay algo más ridículo que el Twitter de Rajoy? Es una chufla indecente. Hay que conocer las reglas mínimas del medio. O al menos las reglas ortográficas mínimas…que de eso también sufren nuestras retinas con algunos representantes.

Voy concluyendo. Ni Herrera ni Rosa Diez ni Zapatero usan este medio, son o han sido líderes y eso no les ha restado votos. Twitter no lo es todo y con mal uso te restará más de lo que te dará.

Amigos políticos: más importante que tener twitter es saber usarlo.

[Por no extenderme más y si les parece… mañana continúo con la reflexión.]

A %d blogueros les gusta esto: