Estrategias de otoño

Hablaremos aquí de política, pero no de colores o de quiénes son mejores o peores. Espero que si se abre  debate en los comentarios no se vaya por ahí el tema. Hoy prefiero hablarles de estrategias, enlazaré resultados de elecciones en Ávila y dejaré abierto el melón sobre cómo veis el asunto que voy a plantear…

El asunto, el debate…es que en teoría no debería haber debate. El 20N en Ávila el Partido Popular sacará dos diputados y el Partido Socialista uno. En el Senado – a pesar de las listas abiertas – la experiencia nos invita a pensar que ocurrirá lo también habitual: tres senadores populares y uno socialista. No importará demasiado lo que se diga en la campaña nacional. En Ávila el pescado está vendido, se pueden mover los porcentajes arriba o abajo unos puntos para mayor alegría personal de los contendientes pero ya está, poco más hay que decir. Luego durante la legislatura importaremos poquito –  para qué nos vamos a engañar – pero ese es otro debate.

Pero claro, luego de repente miras al Ayuntamiento de Ávila y resulta que en las últimas elecciones Psoe y UPyD consiguieron cuatro concejales. Y te planteas… oye ¿y si en esta provincia pudiera haber una sorpresa?

Ya les anticipo que la respuesta es que no. Las mismas elecciones del pasado mayo nos dan la respuesta. En la capital la diferencia entre ambos partidos fue de menos de 1000 votos pero en toda la provincia fue de 19 puntos – 19 mil votos. Mucha campaña debería hacer UPyD en la provincia para levantar ese margen. Sobre todo teniendo en cuenta que el descalabro socialista no puede ser ya mucho mayor.

Pero en cualquier caso…sigamos con la historia. Si quieren hacer sus pruebas, he encontrado por aquí un simulador de Ley D´Hont  Metiendo datos de forma rústica ya queda descartado el “1-1-1”. Los populares tendrían que dejarse en el camino la mitad de los votantes y recogerlos el resto. Esto sigue siendo Ávila. Aunque esté proponiendo una idea descabellada de vuelco electoral, esto sería demasiado hasta como teoría.

Además, las elecciones nacionales son otra cosa. El voto se concentra (por esa desgracia denominada “voto útil”) y el bipartidismo arrasa. Si los enlaces funcionan, podrán ver que en el Congreso 2008 PP 58%, Psoe 35%. Al Senado… porcentajes similares.  Se podría destacar que los dos grandes partidos pierden algún apoyo porcentual en el Senado respecto al Congreso (será por las listas abiertas) pero es muy reducido.

Me quedaba por reseñar las europeas (de 2009). PP 60%, Psoe 30%.

Es decir, que será 2-1 / 3-1. No hay vuelta de hoja. Pero… ¿Y si UPyD se pateara la provincia de arriba a abajo y fuera aumentando su apoyo electoral? ¿y si el Partido Popular hiciera una campaña de perfil bajo con guiños incluidos a UPyD dejándose algún votante prestado como el que no quiere la cosa?

No me he vuelto loco, es imposible. A mi personalmente me encantaría que entrase una voz diferente al Congreso o Senado que no fuera de los dos grandes. Lo mismo hasta Ávila se ponía en el mapa. Pero no tomen esta frase como un apoyo mio a UPyD o a Izquierda Unida. He votado a ambos cuando me ha apetecido y no ha sido siempre. Soy un tipo extrañete en esas cosas, si es posible no me adjudiquen un color porque me lo borro.

Sin embargo, aunque ya digo que ese 2-1 / 3-1 es impepinable…por primera vez voy a mirar esta campaña y los posteriores resultados en Ávila con cierto interés. Creo que Izquierda Unida recuperará apoyos trasvasados al Psoe como castigo a los años de crisis. Pero creo sobre todo que UPyD va a crecer en esta provincia aún más. Y ya no tanto por el lado del Psoe sino por el PP. Los socialistas ya tocaron fondo en las municipales (eco, eco…no pueden bajar mucho más) pero creo que hay margen para que le rasquen votos al PP. Esa tercera vía que propone UpyD (que a unos les gustará más y a otros menos) puede hacer daño en esta provincia también en la margen derecha.

En principio iba a esperar a que mi compañero cuatropaliense Alberto nos propusiera en campaña su tradicional porra electoral.  Pero con esto del hastío del estío me adelanto y le propongo ya con tiempo que esta vez cuando llegue el momento apostemos por porcentajes. Lo cambiaré de aquí a noviembre, pero veo un PP 54%, Psoe 27%, UPyD 10%, IU 5%   (aquí resultados de la mayoría absoluta del PP de 2000 si alguien quiere comparar con una anterior contundente victoria popular)

¿Cómo lo ven ustedes?

[Si algún enlace no va o algún detalle/cifra es incorrecto lo subsanamos]

12 Responses to Estrategias de otoño

  1. Pepe says:

    Vamos a hacer cábalas. ¿Y si Ávila dejara de presentar políticos de perfil bajo? ¿Y si toda la gente que se abstiene que es por lo general progresista se ilusionara?
    Un dato importante en el senado por ejemplo con listas abiertas y una relación 3-1 ¿cuánta gente sabe como se llama el 2º y el 3º senador del PP?

  2. Mi apuesta: PP 51%, PSOE 29%, UPyD 15% e IU 5%

    ¿A quien doy los 2 euros de la porra?

  3. Rubén Negro says:

    El problema Pepe es que a los partidos no les hace falta presentar candidatos ilusionantes. Ese 2-1 / 3-1 desgraciadamente no tiene muchos visos de cambiar se presente quien se presente. Quiero pensar que algún día eso cambiará…y que movimientos como el hecho de ver en Ávila la manifestación “post 15M” tal vez sacuda algún cimiento en la ciudad. Pero todavía es pronto, aquí vamos un poco a remolque. O un mucho.

    Y Pablo…espérate a noviembre para los euros, que seguro que Alberto nos prepara una buena porra como Ataecina manda. De todos modos, tu 100% entre los 4 es muy ambicioso 😛

  4. Alberto Martín del Pozo says:

    Evidentemente si hay porra, a nivel provincial va a tener que ser con porcentajes, porque el 2/1 y el 3/1 está cantado. Yo diría (y hablo del Congreso) que PP-57% PSOE-29% UPyD-7% IU-4%, aunque de aquí a Noviembre…

    No creo que el trasvase de votos camino de UPyD sea tan grande en unas elecciones tan polarizadas y tampoco creo que eso sea un problema grave. Que haya más voces en el parlamento es justo si existen votantes pero eso no va a arreglar nada. Es decir, una reforma que ajuste la representación al voto es necesaria por justicia, pero no es la solución a nada. Por otra parte, en el Senado, con listas abiertas, los resultados son parecidos. El impacto de las listas abiertas en sistemas como el español (circunscripciones provinciales) es minimo así que no creo que tenga que ir por ahí una posible reforma. Pero tampoco quiero entrar a discutir eso 😀

    En Ávila, si el PP presentara como cabeza de lista a una cabra, sería el diputado con mayor respaldo del Congreso. No quiero con esto decir nada de nuestros actuales representantes, solo señalar que pongan lo que pongan van a recibir los mismos votos. La gente no lee programas ni presta atención a los nombres, se fija en las siglas, en el tipo que sale en el TD y a correr.

  5. Rubén Negro says:

    Mientras no haya democracia interna en los partidos y sean los “aparatos” los que decidan quienes se presentan (hablo de los dos grandes)… mientras exista la disciplina de voto en los parlamentos… esto seguirá viciado.

    Por eso siempre te digo que a pesar de los pesares soy mucho más del sistema americano. Por cosas como esa. Que luego ya sé que tiene mil problemas con los que me podrías contraargumentar facilmente. Si te parece lo dejamos para otro rato… (que de aquí a Noviembre seguro que hay más política para hablar)

    No tienes nada que hacer en la porra. Te recuerdo quien ganó la última en el descuento…

  6. Alberto Martín del Pozo says:

    Solo un apunte. Sobre la democracia interna de los partidos ¿Y si es que tampoco hay mucho de donde elegir? En muchas capitales de provincia el PP o el PSOE no llegan a 100 afiliados reales (que pagan, no que participan, si hablamos de estos últimos…)

  7. Rubén Negro says:

    Habría que darle un voltio a la idea.. ¿es el propio sistema el que aleja a los ciudadanos de la práctica democrática activa o es el ciudadano el que propicia una democracia poco abierta? Seguramente sea más lo segundo

  8. Pepe Herráez says:

    Más cábalas.
    Creo que me está entrando un poco la “depre”. Pensar que hacen falta líderes en el mundo, que hasta Estados Unidos se tiene bajar los pantalones. Que lo que prima es la prima y que los políticos son títeres en manos de los que tienen la pasta que sólo buscan tener más pasta…
    En Ávila que siempre fue el medio no el fin y que he empezado a pensar que les trae al pario, la ignorancia hará de Ávila más de lo mismo, eso sí, siempre tendremos justificación.
    Con relación al partido de la Rosa Díez diréis conmigo que no es ningún mirlo blanco, y que nadie se me moleste, que al no tener un programa definido le hace funcionar a impulsos, le auguro una existencia breve.

  9. Glez says:

    Lean la histoiria electioral y verán que no siempre ha sido así, por lo que no siempre tiene que ser así.

  10. Pingback: Semanas sin aerolitos « Los 4 palos

  11. Pingback: De elecciones, números y paracaidistas « Los 4 palos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: